Detección de patologías

Gracias a la incorporación de IA en DIVE, podemos no solamente medir la función visual, sino también estimar la probabilidad de que el paciente tenga una patología concreta.

Una colaboración a nivel mundial

Oftalmólogos de 5 países diferentes en 3 continentes recogen información de miles de niños.

TrackAI_Promotion

Analizando patrones de mirada

Encontramos patrones en la forma en la que los niños miran diferentes estímulos visuales, y los relacionamos con su desarrollo visual y patologías específicas.

Portable y no invasivo

El resultado es una tecnología no invasiva y portable que permite una detección rápida y fiable de problemas visuales.

Nuestro reto

"Durante los últimos años, hemos estado comprometidos con el desarrollo de una herramienta
para evaluar la función visual en niños pequeños y ayudar a detectar patologías visuales."
“Con la ayuda de Huawei como socio tecnológico y el impulso de la Inteligencia Artificial (IA) ahora somos capaces de cumplir este reto.
Estamos implementando esta tecnología de manera global y con un enfoque multiétnico para poder identificar diferentes patologías específicas.”
Cifras

Cifras

La Organización Mundial de la Salud estima que hay alrededor de 19 millones de niños en el mundo que sufren algún tipo de discapacidad visual. Si esos casos se detectan a tiempo, entre el 70 y el 80% de ellos podrían prevenirse o tratarse.
Por lo tanto, el diagnóstico y trata­miento tempranos son clave para el futuro de esos niños.
Actualmente, únicamente un tercio de los niños con deficiencias visua­les reciben tratamiento de manera temprana.

Situación actual

Situación actual

Actualmente, los oftalmólogos utili­zan para la exploración de la visión mecanismos analógicos muy bási­cos que fueron creados hace dé­cadas.
El médico se coloca frente al pa­ciente y le muestra diferentes es­tímulos, mientras observa el com­portamiento del niño para estimar cómo está funcionando la visión del niño.
Este procedimiento requiere gran experiencia por parte de los profe­sionales, y aun así, proporciona resultados subjetivos, poco precisos y poco repetibles.

DIVE

DIVE

Hemos desarrollado un nuevo dispositivo médico llamado DIVE (Dispositivo para la Exploración Integral de la Visión), que puede proporciona una exploración auto­mática, rápida y precisa de la fun­ción visual, incluso en pacientes no colaboradores como niños pe­queños y bebés.
DIVE muestra diferentes estímulos visuales utilizando una pantalla de alta resolución, eliminando así la interferencia del médico y produ­ciendo estímulos más precisos.
Además, DIVE rastrea el movimiento de los ojos y examina automática­mente los ojos de los niños con mayor precisión que la observación visual de un médico.

Huawei

Huawei

El análisis de la mirada de los paci­entes es un problema muy comp­lejo. Partiendo del dispositivo DIVE y su software de análisis de miradas, estamos actualmente de­sarrollando un nuevo módulo de inteligencia artificial, gracias a la plataforma HiAI de Huawei.
En este proyecto, estamos incorpo­rando el smartphone de Huawei P30 a nuestro dispositivo DIVE. El P30 y DIVE se comunicarán a través de bluetooth, y el doctor utilizará el P30 para gestionar la recogida de datos de mirada del paciente.
Estos datos de mirada se utilizarán para ejecutar un algoritmo de inte­ligencia artificial en el P30 en tiempo real para estimar la probabilidad de que el paciente tenga alguna pato­logía específica.

Inteligencia artificial

Inteligencia artificial

El algoritmo de inteligencia artificial se optimiza constantemente a me­dida que aprende de datos reco­gidos de nuevos pacientes.
Por lo tanto, el crecimiento de nuestra base de datos de miradas de pacientes hace que el apren­dizaje automático sea cada vez más preciso, llegando incluso a tener en cuenta diferentes razas y entornos culturales.
En la actualidad, cuatro instituciones médicas en España, Vietnam, Méjico y China han iniciado la fase de reco­gida de datos de mirada necesarios para entrenar el algoritmo de IA.

Valor

Valor

TrackAI no tiene como objetivo sus­tituir el diagnóstico médicos hecho por un profesional. La finalidad del proyecto es el desarrollo de un dis­positivo para cribado visual y para asistir al médico.
Ayudará a personas sin formación específica a detectar problemas vi­suales en niños de forma precoz para que puedan ser derivados al oftalmólogo, y permitirá a los médi­cos hacer diagnósticos más tempra­nos y tomar mejores decisiones so­bre el tratamiento.
Además, la portabilidad del sistema TrackAI aumenta considerablemen­te su utilidad, permitiendo a más niños beneficiarse de él, especial­mente en países en vías de desa­rrollo.

Colaboradores en todo el mundo

Colaboradores en todo el mundo de TrackAI